Metodología

 

Nuestro sistema de trabajo consta de los siguientes pasos:

 

1.- Análisis: Visita al establecimiento y estudio de las características del proyecto y su problemática.

 

2.- Diagnóstico: Revelados todos los antecedentes de importancia, se procede a realizar una evaluación de la situación, con objeto de poder identificar las oportunidades de mejora y a su vez poder cuantificar lo que el cliente va a conseguir con la puesta en marcha del proyecto.

 

3.- Propuesta: Diseño de las soluciones y acuerdo del plan de trabajo y su duración, estableciendo los recursos necesarios en inversiones, personal, infraestructuras, tecnología etc.

Presentación del presupuesto económico para su consideración.

 

4.- Implantación: Puesta en marcha del proyecto comenzando con la implantación de los cambios necesarios para lograr nuestros objetivos, involucrando a todo el equipo del cliente desde el primer momento, porque las personas solo implantan aquello que comprenden, creen y sobre lo que participan.

 

5.- Seguimiento: Supervisión de la implantación para evitar desvíos durante la realización del proyecto.